EVITAR DE NUEVO EL AUMENTO DE PESO

CÓMO EVITAR DE NUEVO EL AUMENTO DE PESO

CÓMO EVITAR DE NUEVO EL AUMENTO DE PESO

 

Cualquier persona que haya hecho una dieta sabe lo que se siente: ¡la terminaste finalmente! Adelgazaste 10, 15, 20 kilos o te subiste al escenario con el mejor look de tu vida. Ahora que acabaste la dieta, puedes comer todo lo que se te antoja: pizza, burritos, pasteles, galletas, helados, ¡de todo! Te lo mereces, después de tanto sacrificio…

 

Te despiertas una semana después con la sorpresa de que has recuperado todo el peso que perdiste. Te deprimes y no entiendes qué pudo haber sucedido.

 

Hiciste dieta por 12, 16, 20, 24 semanas o más y en un periodo de días volviste a engordar. ¿Qué diablos pasó? Bueno, no estás solo. La mayoría de las personas no tiene problema en perder peso, lo que les cuesta es mantener el peso que alcanzaron. De hecho 80% de la gente que adelgaza al menos 10% de su peso corporal no puede mantenerse en el peso que consiguieron por más de un año. Peor aún, la mitad de ellos engordará más que el peso que tenían originalmente.

 

engordar CÓMO EVITAR DE NUEVO EL AUMENTO DE PESO photo

 

Obviamente queremos evitar el aumento de células de grasa extra. ¿Cómo podemos lograrlo? ¿Qué pasos debemos seguir para evitar recuperar el peso perdido y la posible formación de nuevas células de grasa después de la dieta? Aquí te damos algunos consejos:

 

  1. Haz una dieta con buen número de calorías y tómate tu tiempo. Si adelgazas demasiado rápido, tendrás que ser muy agresivo con las calorías y este disminuirá la tasa metabólica aún más. Los estudios demuestran que si la pérdida de peso se realiza lentamente, es más probable que se mantenga. No caigas en las trampas de las dietas demasiado hipocalóricas. Si no puedes adelgazar con 2,300 calorías al día, ¿para qué inventar con 1,200?

 

 

 

  1. No evites los alimentos integrales durante la dieta. Come lo que te gusta pero con moderación. Si te provoca un poco de helado, cómetelo, pero cuéntalo como un macronutriente. Esto evitará que te obsesiones con este tipo de comidas.

 

 

 

  1. Ten un plan inmediato para cuando termines la dieta. No vayas a uno de estos restaurantes de bufet libre después de la dietao del show. Disfruta la comida que te gusta, pero con moderación para que puedas tener objetivos definidos. Si vas a una pizzería di: “Ok, voy a comer tres pedazos y así será”. En vez de decir “voy a comer pizza sin control” y no ponerte una meta.

 

  1. Aumenta las calorías de forma gradual, tienes que darle tiempo a tu metabolismo para que se acostumbre con las calorías que vas a consumir. Normalmente recomiendo que comiencen con 10-30% más de calorías.

 

 

Qué tan agresivo vas a ser depende de la cantidad de grasa corporal que estés dispuesto a tolerar. Si quieres un aumento mínimo de grasa, debes ser más estricto, pero no exagerar pues si continúas comiendo muy bajo en calorías, no podrás cumplir tus objetivos y te sentirás derrotado.

 

Sé conservador, pero establece metas. A partir de allí te recomendaría aumentar 2-5% de calorías por semana de carbohidratos y grasa, asumiendo que ya comes suficientes proteínas. Si estás aumentando la masa grasa demasiado rápido, disminuye las cantidades, pero si todo va bien, puedes ser un poco más agresivo en la dieta reversa.

 

 

  1. Continúa entrenando duro. Las investigaciones muestran que mantener un nivel intenso de entrenamiento ayuda a atenuar la recuperación del peso perdido. No es el momento para que te tomes una semana de descanso. De hecho casi nunca es buena idea tomarse una semana de descanso, si estás sano.

 

 

La tasa metabólica en reposo, la termogénesis sin ejercicio, la termogénesis inducida por el ejercicio y los efectos térmicos de la comida, redujeron durante la restricción calórica. Tus hormonas también se adaptaron reduciendo el tono del sistema nervioso simpático y la hormona tiroidea. Tus mitocondrias se hicieron más eficientes en producir energía.

 

Los niveles de leptina caen y los de grelina aumentan, contribuyendo con el aumento de apetito y ganas de comer. Cuando la dieta acaba y te vuelves loco comiendo todo lo que se te antoja, tu cuerpo está extremadamente preparado para almacenar grasa corporal; muchos pseudocientíficos te dirán que comas un montón en la post-dieta pues tu cuerpo está preparado para el anabolismo… ¡Pero para el anabolismo del tejido adiposo! Las células de grasa estarán súper sensibles y listas para absorber todas las calorías que les lances.

 

Para empeorar la situación, las investigaciones sugieren que si recuperas el peso perdido demasiado rápido podrías crear nuevas células de grasa. Como el punto de ajuste de las células de grasa está regulado por el tamaño de cada célula individual, la creación de más células de grasa significa que si recuperaste la masa de grasa total original, cada célula individual seguirá siendo más pequeña y tu cuerpo sentirá que existe un déficit.

 

fitness CÓMO EVITAR DE NUEVO EL AUMENTO DE PESO photo

Comentarios: