ESTEROIDES, COLESTEROL Y LESIONES (1) - USA

ESTEROIDES, COLESTEROL Y LESIONES (1)

  • Por: MD Latino
  • julio 21, 2011
  • 959 comentarios
ESTEROIDES, COLESTEROL Y LESIONES (1)

 

POR William Llewellyn

CICLOS MÁS LARGOS, IGUAL A RECUPERACIÓN MÁS LENTA DEL COLESTEROL

LAS PROPIEDADES CURATIVAS DE LOS ESTEROIDES ANABÓLICOS PUEDEN SER MÁS LIMITADOS DE LO QUE ALGUNOS PIENSAN

Es bien sabido que el uso de los esteroides anabólicos puede influenciar negativamente ciertos factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares. El factor más discutido es un cambio en los valores del colesterol. Generalmente esto se ve en una reducción del colesterol “bueno” HDL y en un aumento del colesterol “malo” LDL; se cree que estos cambios respaldan el proceso aterogénico.

Como muchos efectos secundarios del uso de esteroides, sin embargo este cambio es temporal. Una vez que se descontinúa su uso, los niveles de colesterol deberían volver a sus niveles anteriores. Mientras que los efectos “on-cycle” de esteroides andrógenos-anabólicos (AAS por sus siglas en inglés) son el tema de cientos de artículos clínicos, hay muy poca investigación en materia de recuperación una vez que se detiene el uso de esteroides. Algunas de las preguntas básicas aún sin respuesta son: cuánto tarda la recuperación de los lípidos y si la recuperación está influenciada por la duración de la ingesta de AAS. Un artículo reciente publicado en el British Journal of Sports Medicine (Revista Británica sobre Deportes y Medicina) nos ayuda a contestar estas preguntas.1

El artículo forma parte de una investigación más amplia sobre los efectos fisiológicos de los esteroides anabólicos y se enfoca en cuáles son los efectos que tiene la autoadministración de estas drogas en los lípidos y en las lipoproteínas de hombres jóvenes. Treinta y cinco hombres participaron en este estudio, 19 de ellos utilizaban esteroides. Los consumidores de esteroides luego fueron subdivididos en dos grupos,  uno (n=9) ingirió la droga por ocho semanas y el otro (n=10) por diez semanas. Los 16 restantes sirvieron como control sin utilizar esteroides.

Los perfiles de los lípidos y de las lipoproteínas se registraron al principio, al final y seis semanas después de transcurrido el cese de la ingesta de esteroides. Las drogas utilizadas variaban según el programa de esteroides de cada individuo. Todas las ingestas de esteroides superaron los niveles de dosis terapéuticos y todos los participantes, menos uno, estaban ingiriendo dos o más esteroides juntos durante el mismo programa.

Los resultados “on-cycle” fueron los esperados; el uso de esteroides influencia negativamente los perfiles cardiovasculares. Los programas no controlados de AAS provocaron un aumento significativo en los niveles de colesterol LDL, y a su vez provocaron la reducción en más de un 50% en el colesterol total HDL (esto incluye una supresión significativa del subfraccionamiento del colesterol HDL-2 y HDL-3).  

Estos cambios fueron parecidos a los de las contrapartes aterogénicas y cardioprotectoras del LDL y HDL, a saber, la apolipoproteína B (apo-B) y la apolipoproteína A (apo-A), respectivamente. Sin embargo el impacto no fue peor luego de 14 semanas de ingesta de esteroides comparado con las 8 semanas. Esto coincide con estudios previos que sugieren que el impacto completo del uso de esteroides se nota rápidamente, en general en las primeras semanas. Luego de este momento, la interferencia en el colesterol tiende a estabilizarse en una manera dosis-dependiente.

Un dato interesante de esta investigación proviene de los análisis de sangre durante el periodo de recuperación. Los investigadores descubrieron que si bien el impacto negativo en el colesterol y en las lipoproteínas era similar en ambos grupos, los consumidores a largo plazo notaron una recuperación significativamente más lenta de los niveles de lípidos y lipoproteínas luego de sus ciclos.

Luego de seis semanas de interrumpido el suministro de esteroides, todos los niveles de lípidos y lipoproteínas (con excepción del HDL-2) volvieron a los niveles originales en el grupo de las 8 semanas. Sin embargo estos niveles aún no se normalizaban en el grupo de las 14 semanas. La dosis de la droga y la duración no fueron controladas en este estudio. Aun así, el estudio respalda la idea de que los perfiles de los lípidos están influenciados principalmente por la dosis de la droga. Más allá de eso, sugiere que ciclos más largos provocan un periodo de recuperación más largo de los niveles de colesterol. Consumidores regulares de AAS querrán tener esto en mente y quizás hasta planear sus ciclos (y su tiempo off) acorde a esto.

STEROIDS 300x293 ESTEROIDES, COLESTEROL Y LESIONES (1) photo Referencias:

Hartgens F, et al. Effects of androgenic-anabolic steroids on apolipoproteins and lipoprotein (a) Br J Sports Med, 2004; 38:253-259.

Papaspiliopoulos A, et al. The effect of local use of nandrolone decanoate on rotator cuff repair in rabbits. J Invest Surg, 2010 Aug; 23 (4): 204-7. 

 

Comentarios: