LA UTILIZACIÓN DE ANFETAMINAS EN LA PÉRDIDA DE PESO Y GRASA CORPORAL - USA

LA UTILIZACIÓN DE ANFETAMINAS EN LA PÉRDIDA DE PESO Y GRASA CORPORAL

LA UTILIZACIÓN DE ANFETAMINAS EN LA PÉRDIDA DE PESO Y GRASA CORPORAL

LA UTILIZACIÓN DE ANFETAMINAS EN LA PÉRDIDA DE PESO Y GRASA CORPORAL

 

POR VICTOR R. PRISK, M.D.

En general, las anfetaminas causan una reducción significativa en el apetito. Para los obesos y comedores compulsivos esto puede ser beneficioso, pero para el atleta que necesita nutrientes para recuperarse puede ser contraproducente. Los derivados de feniletilamina tienen acciones selectivas en diferentes neurotransmisores en el cerebro y tienen efectos variables en la ingesta de alimentos. Las drogas que afectan la serotonina parecen controlar el consumo de grasas, mientras que las que afectan la norepinefrina parecen regular el consumo de carbohidratos.3

El fármaco para la pérdida de peso sibutramina es un inhibidor de la recaptación de serotoninanorepinefrina estructuralmente relacionado con las anfetaminas y que también tiene efectos termogénicos. Los estudios muestran que la sibutramina estimula la quema de grasa y termogénesis a través de la activación de la grasa marrón. La dexfenfluramina, otro fármaco para la pérdida de grasa que asemeja la acción de las anfetaminas, aumenta la oxidación de la grasa (quema) y recambio de almacenamiento.
La mayoría de los estimulantes del sistema nervioso simpático aumentan la quema de grasa de esa forma, pero desafortunadamente esta activación puede llevar a la degradación de músculos cuando se hace en exceso o durante déficits de energía.

 

SUPLEMENTOS DE DISEÑO

Los suplementos pre-entrenamiento y termogénicos han estado últimamente bajo la lupa de los medios y de la Federación de Drogas y Alimentos de EEUU (FDA). Estimulantes como la efedra, efedrina, DMAA e incluso la cafeína han sido examinados por los peligrosos resultados de su mal uso. En la mayoría de los casos, los efectos adversos de estos compuestos han sido resultado de uso excesivo por aquellos que no siguen las reglas que guían su uso. La mentalidad “más es mejor” es algo incontrolable en nuestra sociedad y puede ser la ruina para un aspirante a fisicoculturista. Además, los atletas que usan suplementos contamina- dos, que contienen componentes que asemejan la acción de las anfetaminas corren el riesgo de ser descalificados de eventos si pasan por pruebas antidoping.

Desde que la DMAA ha sido dejada de lado por el escrutinio de los medios y la intervención de la FDA, algunas compañías de suplementos lo han reemplazado por otros estimulantes. Últimamente los medios se han venido enfocando en un reemplazo de DMAA llamado extracto de dendrobium, el cual se cree que contiene feniletilamina.
La feniletilamina es un compuesto natural también encontrado en alimentos como el chocolate. Se sintetiza del aminoácido fenilalanina y se convierte en el neurotransmisor descrito arriba. Sin embargo, se degrada rápidamente después de absorberse, y a pesar que se altera químicamente no llega al cerebro en cantidades significativas.

Recientemente, los científicos han descubierto que algunos suplementos populares con extracto de dendrobium contienen el derivado de la feniletilamina similar al cristal llamado N,alfa-dietilfeniletilamina. Los autores están preocupados de que este no sea un compuesto natural, y sus dosis y efectos no han sido testados en humanos, por lo tanto, sería ideal que estos suplementos fueran prohibidos por la FDA.

La verdad es que realmente no sabemos. Hasta que se realicen pruebas aleatorias y controladas para comprobar la seguridad y eficacia de los extractos en estos suplementos, no entenderemos sus efectos en el cuerpo humano. Los estudios con animales pueden darnos una idea, pero algunas veces son como comparar manzanas con naranjas. Muchos de los usuarios de los suplementos que contienen estos estimulantes, te dirán que los efectos son increíbles, que tienen más energía y han quemado grasa. Por otro lado, esos mismos usuarios no saben si hay algún efecto negativo en sus órganos hasta que es demasiado tarde.

Mi consejo es, si quieres probar lo último que ha salido al mercado, investiga primero. Si no estás satisfecho con la calidad de la información que encontraste, no uses ese suplemento. Si te preocupa la reputación del fabricante, un producto contaminado, componentes no listados en la etiqueta o ingredientes peligrosos, obviamente no lo uses. Utiliza productos de compañías acreditadas que pueden darse el lujo de realizar el control de calidad y que tienen mucho que perder si le ponen a la venta un producto peligroso.

 

El Dr. Víctor Prisk es cirujano ortopedista certificado y fisicoculturista profesional de la IFBB. Es también miembro activo de la Junta de Asesoría Médica GNC y creador del “GAIN Plan”. Es gimnasta de la NCAA, campeón de baile y campeón nacional de peso mediado de la NPC.

 

Referencias:

1. Chandler JV, Blair SN. The effect of amphetamines on selected physiological components related to athletic succes. Med Sci Sports Exerc 1980:Spring:12(1):65-9.

2. Gerbershagem MU, et al. 3,4 Methylenedioxymethamphetamine increases the sensitivity of the contractile apparatus to calcium ions in both malignant hyperthermia-susceptible and normal skeletal muscle fibers. Eur J Anaesthesiol 2012; Jan;29(1):42-9.

 

Comentarios: